FutbolFeed

@CARLOSLGUERRERO

·
2 min
A
A

No lea esto si es de Chivas

Si usted, querido lector, es aficionado recalcitrante de las Chivas, sobre todo de esos a los que una crítica le potencia la ira y hasta le echa a perder el día, es mejor que no lea esta columna.

Si es de los radicales que piensan que únicamente hablo del Guadalajara "porque me da comer", como suelen decir en redes sociales, prefiero se abstenga de continuar con la lectura.

Pero si es usted es parte de la amplia gama de seguidores objetivos, sensatos, conocedores y sabedores que una crítica no es un ataque, lo invito a adentrarse en la siguiente reflexión.

¿Cuál fue el último juego, o par de juegos, que recuerdan buenos y/o decentes, brillantes y/o contundentes de las Chivas? ¡Correcto! Contra América el torneo anterior en Liguilla. En Cuartos de Final hace casi dos meses.

¿Sí o no? No me digan que contra Necaxa en Repechaje porque ahí no lució el Rebaño, y mucho menos contra León en Semifinales porque ahí murieron de nada.

Los partidos ante Puebla y Toluca en la presente campaña han arrojado más dudas que certezas, y no es como que llegaron seis jugadores como refuerzos y que la adaptación sea factor o que un nuevo entrador arribó para comenzar desde cero el proyecto.

La realidad es que Chivas está lejos, muy lejos, de esa versión que se le vio en la Liguilla frente al acérrimo rival.

Chivas requiere del América. Le urge jugar ante el América. Lástima que el Clásico está programado para la Jornada 11. Menciono esto porque la manera más viable de que el Guadalajara despierte del letargo, de que vuelva a reaccionar, de que genere emociones fuertes y sensaciones claras es que vuelva a toparse ante ese equipo que lo hace brillar.

¿Dónde están esos centros precisos de Antuna -y ese juego no sólo desequilibrante sino trascendente- como lo hizo ante América? ¿Dónde está ese Calderón que se cansó de disparar al marco ante el único equipo con el cual tienen prohibido perder? ¿Dónde están los golazos y su letal estrategia de 'chi... su madre' a ver qué sale? ¿Dónde está el empuje que se le ve a Chivas cuando sus ojos se topan con el amarillo? ¿Dónde está el pundonor, el coraje y ese extra que sale a flote ante América?

No me explico cómo un equipo puede cambiar tanto y cómo puede depender tanto su funcionamiento de la presencia o ausencia americanista. De la aplanadora que Chivas resultó en aquella fase de Cuartos de Final no queda nada. Sólo un vago recuerdo.

Luce lejano el 14 de marzo todavía. Chivas debería solicitar que adelantaran el Clásico para la Fecha 3. Para como anda el América... se motivan, ganan, golean y se catapultan.

Está absolutamente demostrado que América es el más grande aliciente, el "salva campañas", el trampolín, la plataforma, el verdadero parámetro y el único equipo donde el deseo de victoria es más grande cualquier temor a la derrota.