FutbolFeed

@AldoFariasGzz

·
2 min
A
A

Una nueva historia

Si la Nations League es un adelanto de lo que se viene para México en Copa Oro y Eliminatorias, entonces preparémonos para la angustia.

Históricamente Concacaf es una región futbolística ampliamente dominada por México, casi tanto como Australia lo hacía en Oceanía. Durante años hemos visto a la distancia el crecimiento de las otras Selecciones de la zona con cierto miedo de que las distancias se acorten y los nuestros pierdan el dominio que nos ha hecho un invitado seguro a las Copas del Mundo.

Como todo miedo esconde un deseo, debo confesar que he disfrutado el Final de la Nations League gracias a la paridad mostrada en los cuatro partidos. Estados Unidos batalló hasta los últimos minutos del tiempo regular para derrotar a Honduras en la primera semifinal, más tarde México resolvió hasta los penales ante una Costa Rica que enfrenta el cambio generacional más grande de su historia.

Probablemente esto quiere decir que ni México con su historia, ni Estados Unidos con sus jóvenes maravilla son tan superiores a las otras Selecciones que en el orden jerárquico han estado abajo.

Hasta esta final en Denver, Colorado, los de las Barras y las Estrellas habían estado cuidando la primera impresión de su nueva era. Decidieron no quemarlos en la eliminatoria olímpica, a pesar de que prácticamente todas sus jóvenes estrellas dan la edad para ser considerados. Prefieren perder el boleto a Tokio con un equipo B, pero por ningún momento arriesgaron a que su nueva camada cargara con ese tipo de fracaso.

Trabajaron el momento para hacer su presentación en sociedad y le sacaron el máximo de provecho al escenario, Pulisic, McKennie, Dest, Reyna, Wea y compañía lograron algo que la última generación de había olvidado: ganarle a México.

Lo que más sorprende para bien es la personalidad con la que los jóvenes estadounidenses controlaron los momentos más calientes del partido. Resolviendo en defendida y ofensiva los tiros penales para terminar sacando de quicio al experimentado Andrés Guardado.

Al joven equipo de USA con futbolistas en algunos de los mejores equipos del mundo debemos sumar el desarrollo que el futbol caribeño ha tenido en los últimos años. No cabe duda que sus características físicas, más las escuelas inglesas, holandesas, francesas y españolas que cada vez se desarrollan más en esa zona, formarán Selecciones cada día más competitivas.

Preocupa que con este triunfo y sobre todo la manera en la que se dio, Estados Unidos comience a tomarle la medida mental a México, cosa que sería muy preocupante ya que por el bajo promedio de edad que tienen los norteamericanos pinta para que se vean las caras al menos por una década completa.

El equipo de Berhalter llegó al partido muerto de miedo, para prueba el gol del "Tecatito" Corona al minuto, pero salió de la misma cancha con la seguridad necesaria para asumir los retos que apuntas hasta el Mundial Concacaf 2026.