@SanCadilla

lunes 17 feb. 2020

LLAMADA DE ATENCIÓN

Parece que las heridas de la eliminación en Copa MX no terminaron de cerrarse en las Chivas y desde entonces, más allá de que no han podido ganar, sirvió para encender las alarmas y dejar en claro que el compromiso va con todo.

En el cuerpo técnico y directiva son conscientes de que una cosa era armar un buen plantel y otra, formar un buen equipo, pero hay jugadores que nomás no levantan su nivel y en eso de elegir quién va a la banca, quién a tribuna y quién a la Sub 20, también se ha convertido en un problema que a la hora de la hora, no da los resultados esperados.

La suplencia de José Juan Macías y de Eduardo "Chofis" López fue una llamada de atención para el resto del plantel: Tena no se va a tentar el corazón en dejar en la banca a aquel jugador que vea que no está rindiendo o que tiene la mente en otro lado.

Así que el mensaje fue claro, porque saben, que si no clasifican en este torneo, se tienen que ir todos de la Ciudad. 3 años sin Liguilla para las Chivas sería imperdonable y más por la tremenda inversión que hicieron.

Ya ni el compromiso que firmaron con Ricardo Peláez, caray.

LA 'LEY DEL HIELO'

El chistecito que se aventó Rafael Puente Del Río al ningunear el trabajo de los periodistas resultó todo un martirio para el hoy entrenador de los Rojinegros, pero sobre todo le causó bastantes dolores de cabeza a la directiva del Atlas y sobretodo al departamento de comunicación del equipo rojinegro.

Y es que me contaron por ahí, que después de la declaración del técnico, la directiva del Atlas mandó mover, desesperadamente, cielo, mar y tierra para que el DT tuviera derecho de réplica y le dejaran disculparse en varios medios de comunicación.

Hubo algunos que aceptaron la propuesta, y otros que todavía enojados como que le hicieron cara de fuchi al ex galán de telenovela.

Fue tanta la pena, que el día viernes cuando Atlas arribó a la Ciudad de México previo a su duelo ante América, Rafa se topó a varios reporteros que realizaron guardia a la espera del equipo en el Aeropuerto.

Después de atenderlos muy amablemente y ya sin cámaras de por medio, se volvió a disculpar por enésima vez, asegurándole a los muchachos que tenían un trabajo que él respetaba harto, pero como que estos no lo pelaron mucho.

En el Azteca, posterior a la derrota de los Rojinegros, incluso varios reporteros aplicaron la "Ley del hielo" a Puente en la conferencia, y no le preguntaron nada.

Por el bien de Rafa y sobre todo del Atlas, el técnico tiene que enfocarse en la cancha, que a fin de cuentas, es donde tiene que dar resultados, sin importar lo que la prensa piense de él.

A VER SI ES CIERTO...

La congeladora de la Comisión de Arbitraje se va a llenar y muy rápido.

Con eso de que Arturo Brizio prometió mano dura y cero tolerancia a los errores de los silbantes, seguro que el que va derechito para un castigo es Jorge Antonio Pérez Durán, quien se hizo de la vista gooorda en la agresión de Nahuel Guzmán sobre Eduardo Aguirre ayer en Torreón, la cual todos vimos, pero ni el árbitro, ni sus asistentes, ni el VAR, se percataron de ella.

Si acaso Brizio decide castigar "de oficio" la pifia de Pérez Durán, Ricardo Arellano Nieves y a José Alfredo Peñaloza Soto, encargados del VAR, deberían de estar borrados por varias jornadas, al no advertirle al central de su horror, perdón, error.

Y luego no quieren que se diga que tanto Nahuel como André-Pierre Gignac pueden hacer lo que les venga en gana, a fin de cuentas no les pasará nada.