@SancadillaNorte

domingo 15 dic. 2019

Grandiosa oportunidad

El Club de Futbol Monterrey jugará el miércoles el partido contra el rival más importante de los que ha enfrentado en 74 años de historia.

Es cierto que en el Mundial de Clubes de Japón 2012 ya jugó una Semifinal contra el campeón de Europa, ante el Chelsea. La gran diferencia ahora es que va contra el Liverpool, uno de los clubes grandes del futbol mundial.

La revista France Football colocó a los Reds entre los primeros cinco clubes más grandes de la historia del futbol en un listado en el que Real Madrid es primero, seguido de Barcelona, Manchester United, Bayern Múnich y el Liverpool.

De ese tamaño es el desafío del equipo de Antonio Mohamed, de ese tamaño será el reto para Stefan Medina, Nico Sánchez, César Montes y Leonel Vangioni de frenar el tridente que mejor se entiende en el futbol mundial el cual está formado por Mohamed Salah, Sadio Mané y Roberto Firmino.

En la media la disputa será de Charly Rodríguez, Celso Ortiz, Jesús Gallardo y Rodolfo Pizarro contra James Milner, Jordan Henderson y Georgino Wijnaldum. Y qué decir de lo que tendrán que hacer Rogelio Funes Mori y Dorlan Pabon para vencer al mejor central del mundo, Virgil van Dijk, y al mejor portero del planeta, Alisson.

Lástima que no será el paquete completo para que se reencuentren los compas holandeses Van Dijk y Vincent Janssen.

Van contra un Dios

Con Lionel Messi y Cristiano Ronaldo ya de salida, en el panorama se asoma Mohamed Salah como uno de los gallos para tomar la estafeta de súper crack del futbol mundial.

Así se vislumbra en nuestro mundo occidental, hay quienes ponen a otros como a Kylian Mbappé o quienes le dan otra oportunidad a Neymar.

Pues en el mundo oriental no hay otro más que Salah, allá es Dios, un musulmán que conquista Europa.

En medio de guerras interminables, Salah es la imagen positiva del mundo árabe, un guerrero con mensaje de paz. Un impulso para los jóvenes de que se puede encontrar otro camino.

Como muestra el día en que apareció en una campaña para evitar el uso de las drogas y las llamadas de jóvenes pidiendo ser orientados aumentó en un 400 por ciento.

Salah es una marca, como lo refleja El Economista en un artículo.

"Tiene su iPhone personalizado por Apple, Pepsi le hizo su lata de refresco, es la imagen de Uber en su país; en Nagrig, donde nació, una escuela lleva su nombre, su club lo tasa en 240 millones de euros para negociarlo y para los vendedores, en época de Ramadán, su imagen es fundamental para colocar sus productos. Su ejército de redes sociales supera los 28 millones de seguidores, más personas que las que visitan cada año las pirámides de Egipto".

En una elección presidencial, llegó a tener un millón de votos y su nombre no aparecía en las boletas.

Por ejemplo, previo a la Final de Champions entre Liverpool y Tottenham, la cadena BeIn Sports hizo un podcast sobre Salah y tuvieron 7 millones de vistas.

Esa influencia es bien aprovechada por el ahora llamado "el mejor amigo del perro".

Es que gracias a su intervención en Twitter para manifestar su rechazo, el gobierno de Egipto dio marcha atrás a una iniciativa para exportar a miles de perros callejeros a países donde acostumbran comerlos.

Sólo amistosos

De los equipos top a nivel mundial, Rayados sólo se ha medido a algunos de ellos en amistosos, como aquellos de los 90 contra Real Madrid y Milán.

En 1990, el Estadio Tecnológico se llenó para ver a los merengues de Hugo Sánchez como único atractivo, porque los seleccionados ya estaban concentrados para el Mundial de Italia. De los famosos, además de Hugol, vino Rafael Gordillo. Ni el portero Francisco Buyo vino, su lugar en el arco lo ocupó el grandulón Agustín.

Esa noche calurosa del 15 de mayo hubo un apagón que duró 23 minutos y los jugadores de aquel Monterrey de Pedro García aprovecharon para tomarse fotos con Hugo. En la tribuna, la raza utilizaba sus encendedores para darle algo de luz al momento.

Hugo poco pudo hacer porque fue anulado por Richard Tavares y los albiazules ganaron 2-0 con goles de Germán Ricardo Martellotto y Juan Antonio "El Zurdo" Flores Barrera.

Ése, durante años, fue el máximo logro del Monterrey, hasta que llegó esta era internacional de multicampeón de Concacaf.