@SanCaReforma

miércoles 28 oct. 2020

NOMÁS HASTA DICIEMBRE

Quienes andan un tanto calmados, y digo "un tanto" por lo que les voy a contar, son mis compadres de León.

Resulta que ayer, la directiva de La Fiera anunció que sus equipos varonil y femenil volverán a jugar en el Estadio Nou Camp para sus siguientes partidos como locales, luego de que el Municipio de León y el propietario legal del inmueble, Roberto Zermeño, llegaron a un acuerdo para negociar de nuez la estadía de los esmeraldas en el escenario. Digamos que esa es la buena noticia.

La mala es que, según me cuenta mi Judas Melenudo, el acuerdo para utilizar el estadio durará hasta que concluya el mes de diciembre o la participación de ambas categorías en sus respectivos torneos del Guardianes 2020. Es decir, León no tiene asegurado que el Nou Camp será su casa en 2021, lo que me parece una verdadera pena ya que está viviendo una situación bochornosa por culpa exclusiva del Municipio de León, que no arregló sus cuitas con el señor Zermeño en tiempo y forma.

Así que de una vez les adelanto que habrá una tensa calma durante los próximos dos meses para la directiva esmeralda, que tiene gastos bastante fuertes con la construcción de su nuevo estadio, además del proyecto de la Esmeralda -un complejo parecido al que compone la Universidad del Futbol en Pachuca- como para sumarle el estrés de que el "casero" no le garantiza partir la rosca de Reyes en su actual morada...

A la Fiera varonil le resta un juego de Fase Regular ante San Luis en la J16 y un máximo de 3 juegos ya en la Liguilla, en la que entrará como primer lugar, con la chance de jugar en su estadio las vueltas de todas las series que disputo. A la femenil, que marcha en el lugar 16 y seguramente no pasará a la Liguilla, le quedan juegos ante Gallos, Cruz Azul y Pumas.

TORTUOSO RETORNO

Mi compa Pablo Aguilar regresó el domingo ante Chivas, -como lo adelantamos un día antes-, y lo hizo de buena manera, dejando a todos contentos, tanto en el equipo, como entre los seguidores de Cruz Azul.

Pero déjenme les cuento que no fue tan fácil ponerse a punto luego de romperse los meniscos de la rodilla en febrero, en la visita celeste al Portmore United de Jamaica, en aquella competencia que se llama Concachampions y que hoy día sigue en el limbo tras la cuarentena.

Mi Judas de La Noria me reveló que el zaguero la sufrió para rehabilitarse y luego para ponerse físicamente a punto, porque además tuvo que lidiar con la pandemia.

Aguilar apenas empezaba a ir La Noria para hacer sus ejercicios de rehabilitación cuando los efectos de la epidemia de Covid-19 se hicieron sentir con todo su peso en México.

El central ya no pudo ir más al club para seguir con los trabajos y tuvo que recuperarse en casa, pues además tenía miedo a contagiarse de Covid-19.

Pero no solo eso, cuando ya parecía que Aguilar estaba completamente recuperado, intentando ya ponerse a punto en cuanto al ritmo, el zaguero le apostó al trabajo dentro y fuera del club y se lanzó a un lugar donde realizan entrenamiento integral bajo la dirección de un coach especializado, para potenciar el tema de la fuerza y el músculo.

Por ese lugar también ya pasaron celestes como Adrián Aldrete y Juan Escobar y algunos americanistas, como Guillermo Ochoa, a quien incluso le jalaron las orejas en Coapa por asistir.

Por supuesto que en Cruz Azul también se encendieron las alarmas, pues tenían miedo de que Aguilar se lastimara ante las rudas rutinas de ejercicio que se aplican en ese lugar.

Para fortuna de los celestes, nadie se ha lastimado ahí y "Pablis" pudo volver en gran forma a la cancha, siendo vital en el 2-0 del domingo ante Chivas.

Mi Judas Celeste me dejó claro que los futbolistas cementeros ya querían que Aguilar reapareciera en la cancha porque con él se sienten más seguros, lo cual claramente se notó.

Habrá que ver si a Cruz Azul le alcanza para ser campeón, pero al menos ya tiene listo a su "refuerzo de lujo" para la Liguilla.

GALLOS SORPRENDIDOS

El cese de Alex Diego como director técnico de Querétaro, a solo 2 semanas de que termine la Fase Regular del Torneo Guardianes 2020, sorprendió a todos, incluyendo al técnico y sus dirigidos.

Me contó mi Judas Gallo que no esperaban que cesaran al timonel mexicano, el segundo más joven en debutar en la Liga BBVA MX, porque pese a ligar 3 caídas, veían posible terminar el torneo juntos e incluso de colarse a la Repesca.

"El más sacado de onda fue Alex, mi SanCa, porque la verdad con el plantel que tenía tuvo buenas victorias y estaban a 3 puntos del Repechaje", me contó mi Judas queretano, visiblemente contrariado.

A la directiva de Gallos Blancos, encabezada por Gabriel Solares, le debe haber caído de mega peso la seguidilla de derrotas con Rayados, San Luis y Necaxa, al grado de que olvidó bien pronto los épicos triunfos sobre Cruz Azul y América.

Igual se vio bien manchada porque me parece que no se acuerda de que Querétaro tiene el plantel más limitado de la Liga MX, pues Grupo Caliente le dejó las sobras de las sobras llevándose para jugar en Xolos a varios jugadores que, sin ser grandes nombres, habían cuajado chido en Gallolandia.

Lo peor es que tanto se habla de que siempre es la misma baraja de entrenadores y cuando por fin se apuesta por alguien distinto, la paciencia es nula.

Porque no veo que hayan corrido ya a Guillermo Vázquez, quien tiene último al Atlético de San Luis, ni a Pablo Guede, con unos Xolos que de visita no ganan y que están a un partido de perder la Final de Copa, a la que él ni siquiera los llevó.